Soy Samuel Martínez Arteaga, tengo 16 años y soy egresado de la Institución Educativa Santa Elena.

En primer lugar, quiero decirles que mi familia y yo nos sentimos eternamente agradecidos por brindarme la oportunidad de estudiar en esta excelente y destacada universidad. A través del año 2023, yendo a la universidad semana tras semana le he agarrado mucho cariño a esta, y al indagar un poco más de ella, sus actividades, espacios y planes de estudio he quedado enamorado, y desde ese momento mi sueño fue entrar a esta universidad; un sueño que gracias a ustedes se va a poder cumplir, ya que, de otra manera, para mí hubiera sido imposible con mis recursos económicos. También estamos agradecidos por su constante atención; desde el primer momento en que sabían que yo era ganador de la beca se tomaron el tiempo de buscarme, presentarse, hablar conmigo, con mi familia y conocerme; en definitiva, fue una experiencia muy bonita y nos sentimos muy agradecidos por este hermoso acto. Asimismo, quiero decirles que tanto mi familia como yo nos sentimos orgullosos de este gran logro, el nivelatorio fue una experiencia inolvidable y muy enriquecedora en todos los sentidos, pero también fue un gran reto, y destacar entre tantas personas con tantas habilidades y capacidades no fue nada fácil, por esto viene ese sentimiento de orgullo a nuestros corazones, ese hermoso sentimiento que llega cuando podemos decir “lo logramos”.

En segundo lugar, quería hablarles un poco de lo que yo siento. Aparte de una inmensa gratitud hacia ustedes y un firme orgullo de mí, me siento super emocionado y feliz por hacer mis sueños realidad. Soy consiente de que mi futuro no está solucionado, ya que la universidad es un largo y arduo camino, pero pondré mi 110% por sacar mi carrera adelante, y sé que contaré con el apoyo de mi familia y el apoyo de ustedes a través de esta etapa de vida universitaria para superar los retos que esta pone en el camino. En definitiva, no hay palabras que describan lo que siento al saber que voy a poder llevar mis estudios a cabo en esta universidad; felicidad, esperanza, destreza, orgullo, expectativa, emoción, ansiedad, son algunas palabras que pueden describir una parte de lo que siento, pero, sobre todo, en mi corazón hay un gran sentimiento de gratitud hacia ustedes.

Hablando de expectativas, yo más que expectativas tengo retos, el reto de dar mi 110%, el reto de completar satisfactoriamente mis estudios, el reto de no quedarle mal ni a mi familia, ni a ustedes, ni a mí mismo, el reto de realizar mi proceso académico bien hecho; soy consiente de que tengo su apoyo para todo lo que yo necesite, no solo en la parte económica, sino también en la parte emocional y mental, y es por eso que voy a darla toda, porque sé que confían en mí y no los voy a decepcionar. En definitiva, yo lo que espero es ver mi potencial, ver los resultados que voy a mostrar, y cómo no, desarrollarme como una persona íntegra, porque más que ser un profesional, un ingeniero, tener un doctorado y decenas de títulos, lo que yo primordialmente aspiro a ser es un buen ser humano, y esa va a ser una meta que va de la mano con mis estudios.

No siendo más, repito, muchísimas gracias de parte mía y de mi familia, la oportunidad que ustedes nos están brindando no se encuentran en cualquier parte, sé la confianza que depositan en mí, y sé el potencial que puedo demostrar. ¡¡¡Muchas gracias!!!